domingo, 25 de enero de 2009

Deplorable estado del Patrimonio Artístico de San Román de Hornija (I)

Deplorable estado del Patrimonio Artístico de San Román de Hornija (I)

Deplorable estado de la Casa Prioral. Único testimonio del anterior Monasterio


"Es nuestro deber y responsabilidad transmitir y legar a futuras generaciones nuestro Patrimonio Artístico, al menos en idénticas condiciones que nosotros lo recibimos"

Hace ya 3 años, aproximadamente, envié a un periódico local de Valladolid, para su publicación, el lamentable estado del Pórtico del antiguo Monasterio. Nuestras autoridades locales, provinciales, autonómicas y estatales continúan sin concienciarse de tal deterioro artístico. Aprovecho para denunciar dicho deterioro en el actual “blog”, con la finalidad de que tomemos conciencia todos los sanromaniegos en defender su conservación y así evitar su desaparición. Es uno de los monumentos más valorado, carismático y singular de nuestro patrimonio.

Cuenta la Historia de España que allá por el siglo VII un rey visigodo: Chindasvinto que, aunque fue fiero e implacable con su nobleza, supo sensibilizarse con estos parajes para mandar construir en San Román de Hornija un monasterio y allí descansar él y su familia a su muerte.

La tumba, sometida a muchas profanaciones a través de la historia, ha encontrado su aposento definitivo en el interior de la iglesia, al lado del evangelio en el Museo-Capilla del Rey. Las fuentes visigodas aseguran que el rey Chindasvinto fue sepultado en el monasterio-cenobio de San Román de la Hornisga, que él había construido íntegramente, en el 653, junto a su esposa Reciberga, que había muerto el año 635. Fuentes benedictinas precisan que el monasterio dedicado a San Román, monje benedictino, fue fundado por San Fructuoso a favor y ayuda de Chindasvinto.

Fuera de la iglesia, en sus aledaños, se encuentra el pórtico en deplorable estado de abandono. Parece ser que dicho pórtico son los restos que nos quedan del convento benedictino que Chindasvinto mandó construir, formado por 5 columnas y capiteles de considerable valor. Desconozco las causas por las que nuestras autoridades, que deberán velar por nuestro Patrimonio artístico, tanto locales, provinciales, autonómicas y nacionales, han abandonado este vestigio artístico y cultural de la Historia de España.

Como nacido en este pueblo reivindico la conservación y restauración de nuestro patrimonio artístico y cultural. Creo que, los restos o vestigios de la historia, nos ayudan a conocer e interpretar mejor sus hechos.

Me consta, que mientras el citado pórtico está bajo la tutela del Patrimonio Artístico Nacional, su interior es una vivienda privada en tan mal estado de conservación como el exterior. Creo que podría ser una iniciativa Municipal: solicitar la restauración urgente de su exterior y adquirir su interior para dedicarle a algún servicio social, ejemplo una “Residencia” o “Centro de Día” para nuestros mayores. De esta manera se cumplirían dos objetivos: mantener nuestro patrimonio artístico y ante marco tan incomparable cuidar los últimos días de nuestros mayores, haciéndoles más fáciles sus últimas vivencias en su entorno y con la gente de siempre.

La historia de nuestro pueblo viene muy unida a este anterior monasterio. El Monasterio de San Román de Hornija, fue fundado en el
siglo VII por San Fructuoso, gracias al mecenazgo del Rey Chindasvinto, y perteneció a la orden de San Benito. A la sombra de este monasterio, como ocurrió en muchos otros de la geografía española, fueron construyéndose casas como población de servicios de él, así como para labrar sus tierras. Posiblemente, llegaron gentes de otros asentamientos, como por ejemplo residentes de las cuevas no lejanas, hoy actuales bodegas. Creo que podíamos afirmar que San Román nace gracias a la idea de Chindasvinto de construir dicho convento. Esta es otra poderosa razón de mantener en pie lo poco que queda del monasterio, ya que el cuerpo principal desapareció y fue ocupado por la Iglesia actual, construida en el siglo XVII.

Se me ocurre una cita que, allá por el Siglo XVII, el benedictino Padre Yepes emitió sobre este monasterio: “Cuantos agravios le han hecho el tiempo e infortunios que le han sucedido, no le han podido quitar una calidad, de las mayores que tiene un monasterio en estos reinos; porque se conserva en él la sepultura del rey godo y cristiano de cuantos se sabe que hubo en tiempos pasados en España”-Alfio Seco Mozo-