viernes, 30 de enero de 2009

LUIS LOBO GARCÍA fue un poeta de San Román de Hornija

LUIS LOBO GARCÍA fue un poeta de San Román de Hornija

Aunque mi relación con Luis Lobo fue ya tardía, he de confesar el gran impacto que me causo su gran personalidad, sus cualidades humanas, sus aptitudes poéticas y su amor al pueblo reflejado en dichos poemas. Recuerdo aquellas amenas tertulias en verano con este afable vecino, gran comunicador, culto y buen observador. A pesar de las vicisitudes que la vida le guardó: empresario en Mieres pero, una de las crisis mineras del carbón en Asturias, le convierte en trabajador emigrante en Bélgica. Ante tal situación, de cambio de estatus social, supo sobreponerse dándose cuenta que predominan otros valores más auténticos y no tan perecederos como el dinero: la amistad sin nada a cambio, el ser humano, el encanto de los paisajes de su pueblo y sus gentes y sobre todo su capacidad y sensibilidad para hablar consigo mismo por medio de la poesía. Allí por donde estuvo, dentro de su azarosa vida, supo guardar en parte de su corazón los recuerdos y vivencias de su pueblo.
Agradecemos la colaboración de su hija Marina y su esposo que nos han facilitado datos biográficos de su intensa vida, así como algunos poemas del legado de Luis.
Como no vamos a hablar de Marina, su esposa, aquella joven que conoció y se enamoró en Pola de Gordón. Sé que fue todo para Luis, pero sobre todo, el bastón de apoyo en tristezas y alegrías. Asturiana inteligente, trabajadora como él y siempre capaz de hacer frente a contratiempos.
Desde este humilde “blog”, con sentimientos de gratitud y recuerdo, ofrecemos a este “sanromaniego” D. Luis Lobo García (1917-1992) un homenaje póstumo.

Biografía:
Luis Lobo García nació en Villaester de Abajo, el 28 de mayo de 1917, pero vivió su infancia y juventud en San Román de Hornija, que fue siempre su pueblo y el de su familia, integrada por cinco hermanos. En San Román se crió, jugó y estudió, con gran aplicación, las primeras letras. El servicio militar le llevó a León, tras el cual pasó a regentar una fábrica de harinas en Pola de Gordón. Allí veraneaba la familia de la asturiana Marina García, con la que se casaría en el año 1949.
El matrimonio fijó su residencia en Mieres, donde nacerían sus hijos, y donde Luis Lobo se ocupó en diversas actividades empresariales hasta que en 1970 se trasladó a Bruselas, ciudad en la que (a excepción de las vacaciones veraniegas, que invariablemente le llevaban a San Román) permanecería hasta su jubiliación en el año 1982. A su vuelta a España residió en Madrid y Gijón, donde falleció el 6 de septiembre de 1992.

Su Obra:


Los años que vivió fuera de España despertaron en Luis Lobo un intenso sentimiento de nostalgia, especialmente acentuado en todo lo referente "al pueblo", sus lugares, sus gentes, sus dichos y sus costumbres, que quedan ampliamente reflejados en sus escritos. En la escritura y en la lectura (especialmente en las reiteradas relecturas del Quijote, libro que siempre amó con verdadera pasión y que, sin duda, le remitía a felices vivencias escolares), encontró un refugio donde volcar sus pensamientos y sus ensoñaciones.
Hay en los poemas de Luis Lobo diversos tonos, que van desde un marcado desencanto por los asuntos mundanos (la política, el poder,...) hasta la añoranza elegíaca de los paisajes y paisanajes castellanos, especialmente los referidos a su querido pueblo.
A su muerte, dejó un largo cuento titulado El cura D. Julián de Huergas (Bruselas, 1971) y un volumen misceláneo titulado Coloquios de la vejez y poemas del silencio (Madrid, 1990).

(Los poemas seleccionados reflejan su sentir: la tierra que tanto amó y el sentido profundo de la vida)
      NACENCIA
      Arroyo del Hornija arriba,
      fortuita nacencia en Villaester.
      Tocaron
      a nacer y me nacieron.

      Arroyo del Hornija abajo,
      añoranza de San Román que invoca.
      Tocaron a vivir
      y me vivieron
      en la Castilla de los surcos
      y del sol,
      y en el poema del tiempo.


      CAMPOS DE CASTILLA

      Como ensueño de paz el pensamiento
      vive, en los anchos campos de Castilla,
      admirando surcos de luz, semilla,
      espíritu de sol y encantamiento.

      No sé decir tanto de cuanto siento
      por este mar de tierra y seca orilla;
      en el alba y ocaso es maravilla
      ver ondular la mies con el viento.

      En estos campos graba la memoria
      escrita en reja de arabesco arado,
      de hombres fuertes y alma trovadora.

      ¡Naturaleza viva de la Historia!
      Al contemplarte escucho del pasado
      el canto de una raza labradora.


      EL SILENCIO DEL ROMERO
      I

      Busqué la soledad de la ladera
      fragante del romero;
      admiré el pardo encaje
      en el encanto que tiene el silencio.

      ¡Naturaleza en fiesta
      para sentir lo eterno!

      El paso de las nubes
      sin rastros ni recuerdos
      llevaron a las sombras,
      tierras secas y aromas de romero.


      II

      Galopan las hormigas
      dibujando nudos en el sendero;
      se oye el monótono canto del cuco,
      y las abejas zumbar por el cielo;
      al labrador que canta los romances…
      en el ambiente de juicio sereno.

      ¡Y cuánta naturaleza se vive
      callada en el silencio,
      si se piensa el alcance de la vida
      aquí, solo, tan dentro
      en esta soledad de la ladera
      fragante de romero y de silencio.


      EL PACTO IMBORRABLE

      Tienen la vida y la muerte
      un pacto escrito, imborrable.
      Al vivo la muerte amable,
      guiñando el ojo, le advierte
      que le lleva a mejor suerte.

      Al muerto la vida ordena
      que, aunque la gloria esté llena,
      nos iremos uno a uno,
      sin que aquí quede ninguno
      para morirse de pena.


      JUICIO
      Dirán quién soy en la vida
      por el juego no acabado,
      por el tropezón mirado
      y en la esperanza perdida.
      En la justicia reída
      y en el decir dónde voy;
      en ser de ayer y no de hoy;
      y en el querer sin poder,
      y en el hablar sin saber…
      al mundo digo quién soy.


2 comentarios:

  1. Enhorabuena por el blog, desde luego que está muy bien hecho y trabajado. Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamento que no te identifiques al figurar como anónimo.
      ¡Gracias!

      Eliminar